Mantenimiento y cuidado de la plata

Hay la creencia que cuando la plata se pone negra es porque no es plata o es de mala calidad, ¡Pues todo lo contrario! Cuando se oscurece la plata es precisamente la plata de buena calidad. Las aleaciones tienden a no ennegrecerse al combinarse con otros metales que no lo hacen. Por lo tanto cuanta más plata haya más se puede oxidar.

Hay varias maneras de limpiar la plata ya que sólo con el aire y el sol, los productos químicos, o el ph de la piel se suelen poner negras. Aquí tienes varios trucos fáciles y caseros que te pueden ayudar:

Pasta de dientes

Por ejemplo, puedes limpiar tus joyas de plata con pasta de dientes, que sea blanca hecha con base de bicarbonato (mejor no usar las blanqueantes que son más abrasivas) y con un paño húmedo o un cepillo suave ve frotando con cuidado la plata. Enjuagas bien y ¡listo!

Papel de aluminio y sal

O cubrir un bol con papel de aluminio, poner agua muy caliente y sal y sumergir las joyas. Al cabo de un rato, ¡verás como quedan perfectas!.

Bicarbonato y vinagre

Otra forma que funciona muy bien es llenar medio vaso de agua, dos cucharadas grandes de bicarbonato y un chorrito de vinagre o sal.

Deja tus joyas unos 15 minutos dentro de la solución y luego limpia con un paño o un cepillo de dientes suave para no rallar la plata.

Si no te convence ninguno de estos métodos caseros hay unas toallitas especiales para limpiar la plata que las venden en las joyerías y también hay productos comerciales específicos para ello.

Consejo final

Siempre guardar las joyas en una bolsita cerrada y evitar largas exposiciones al sol.

Y sobretodo maquillarte y ponerte perfume antes de colocarte las joyas de plata, así tendrás tus joyas como el primer día!

Carrito de compra
Abrir chat
1
¿necesitas ayuda?
Hola!
En qué puedo ayudarte?